1

Convergencia nacional de gremios pymes y cooperativas de Chile frente al Fogape 2.0

[Declaración] Las organizaciones que conformamos la Convergencia Nacional de Gremios Pymes y Cooperativas de Chile (Convergencia Pymes), ante la inminente presentación por parte del Ejecutivo del FOGAPE 2.0, deseamos expresar nuestra profunda preocupación por los trascendidos oficiales y extraoficiales, de los que una vez más, nos hemos enterado por la prensa y no por conductos formales o por la Mesa de Trabajo MIPYMES de la LEY 21.256.

Nos cuesta entender la necesidad de un FOGAPE 2.0, con uno aún vigente, que prometió beneficiar a un millón de empresas, y que ha llegado a menos del 30%, ¿no será mejor agotar el actual, bajando barreras de entrada, principalmente asociadas a políticas de riesgo poco transparentes, discriminatorias y alejadas de la realidad?.

Como Convergencia Pymes, en primer lugar, nos preocupa la “flexibilización” indicada por Hacienda, que se traduce en aumento de tasas y, eventualmente, eliminación de la obligación de otorgar periodos de gracia, y la prohibición de iniciar juicios ejecutivos o concursales por 6 meses, desde el otorgamiento del crédito.
Lo anterior, no hace más que velar por los intereses de los bancos, no representado ningún beneficio para las Mipymes. Por esto, consideramos que ni el sector financiero podría haber redactado mejor un proyecto que resguarde sus intereses y su rentabilidad.
En segunda instancia, nos parece del todo adecuado que la tasa, que a nuestro juicio debe mantenerse en los niveles actuales o corregirse a la baja, sea fijada por Ley y no sólo por reglamento, al arbitrio de autoridades que han mostrado nula sensibilidad hacia las empresas de menor tamaño.

En tercer lugar, si bien no tenemos certeza, vemos con preocupación la posible ampliación de FOGAPE 2.0 a grandes empresas sobre el millón de UF. Ya es impresentable que el FOGAPE COVID19 haya financiado, en condiciones muy favorables, al 65% de las grandes empresas. Esperamos que las garantías estatales se centren en las empresas de menor tamaño, y si es deseo del Ejecutivo apoyar las grandes empresas, lo haga mediante un instrumento diferente.

Por último, reiteramos que FOGAPE 2.0 se ha fraguado dando la espalda a las Mipymes y sus organizaciones, resguardando los intereses de la banca, resultando ser uno de los pocos, o quizás el único sector, que ha logrado ganancias cuando el resto de los actores de la economía sufren y se desmantelan. ¡Basta de abusos y de favorecer a los poderosos!




Mujeres Pymes: La doble preocupación por la crisis económica y la falta de mirada de género en el débil apoyo estatal

Representantes de las Pymes han hecho reiteradas advertencias al gobierno que ya están agotadas todas las medidas de postergación de obligaciones tributarias y sobreendeudamiento a través de créditos. Un escenario que afecta especialmente a aquellas mujeres que deben enfrentar una doble preocupación: Un mercado laboral en crisis y el cuidado de los hijos y/o adultos mayores.

Francisca Rubio, directora de la Confederación Nacional Unida de la Pequeña Industria y Artesanado de Chile (Conupia), afirmó que la pandemia vino a develar el fracaso del modelo de desarrollo chileno, toda vez que su sector se encuentra en un estado de fragilidad constante.

 

Francisca Rubio señaló que las medidas que el Estado hoy día entrega, no tienen la visión de género”, y en consecuencia, aquellas mujeres que asumen el rol de empresarias, no cuentan con las herramientas para salir adelante.

 

Eddie Rivas, encargada de género de Conupia,  se refirió a cómo la crisis de empleabilidad ha repercutido en las condiciones de vida de las micro y pequeñas empresarias, las artesanas y las trabajadoras por cuenta propia.

 

Además, la presidenta de la Asociación Gremial Avanza Mujer, indicó que uno de sus grandes petitorios apunta a resolver el problema de la falta de conectividad a nivel de regiones, siendo esto una traba a la hora de acceder al mercado laboral. Por eso a su juicio, es fundamental reactivar la economía a partir de una mayor equidad territorial.

 

Las dirigentas de Conupia emplazaron a las autoridades a ir en ayuda de las Pymes, tomando en cuenta que las Mipymes corresponden al 98,5 por ciento del total de las empresas y genera cerca del 50% del empleo formal en la economía.




Roberto Rojas dirigente de las Pymes: «La situación sigue siendo muy dramática»

Representantes de las Pymes han hecho reiteradas advertencias al gobierno de que ya están agotadas todas las medidas de postergación de obligaciones tributarias y sobreendeudamiento a través de créditos.

El presidente de la Confederación Nacional de la Pequeña Industria y Artesanado de Chile, Conupia, Roberto Rojas, dijo que el propio Banco Central ha alertado sobre la grave situación de sobreendeudamiento en que se encuentran las Pymes

 

Roberto Rojas aseguró que la crisis de sobreendeudamiento podría significar el cierre definitivo de muchas empresas que pudieron solventarse temporalmente a través de créditos.

 

El representante de la Convergencia Pymes afirmó que el Gobierno debiese suspender de inmediato el pago de las primeras cuotas del Crédito Fogape, en la línea con el compromiso adquirido por el ministro de economía, Lucas Palacios, con las Pymes de Valparaíso.

 

Roberto Rojas consideró irrisorio que se les cobren intereses del 1,5 por ciento anual, mientras las deudas de las grandes empresas son condonadas, incluso cuando han incurrido en delitos tributarios.

 

El presidente de Conupia sostuvo que se requieren políticas a más largo plazo, tales como facilitar el acceso al mercado de compras públicas, y la creación de programas de subsidio efectivo para seguir financiando emprendimientos.

 

Roberto Rojas aclaró que si bien hay acceso a la libre competencia, “las Pymes no tienen la espalda financiera para competir con otros actores más grandes en el plano económico, y en consecuencia, habría que buscar medidas que permitan acceder a nichos con una marcada preferencia hacia empresas de menor tamaño”. Finalizó.




Situación de la Pymes es asfixiante, se requiere urgente mayor liquidez señala Roberto Rojas

Oscuro se prevé el panorama para la pequeña y mediana empresa en el país, pues a los efectos económicos surgidos a raíz de la pandemia, se suma que las medidas de mitigación planteadas por el gobierno no han sido efectivas o apuntan mayormente a favorecer a los grandes capitales.

Así lo expresó el presidente de la Confederación Nacional de la Pequeña Industria y Artesanado de Chile ,Conupia,, Roberto Rojas, quien proyecta que producto de la epidemia y las cuarentenas, un alto porcentaje de pequeñas empresas sucumbirán a causa de sus efectos económicos y por falta de liquidez.

El presidente del gremio de las pymes agregó que la propuesta del Ejecutivo basada en  los créditos con respaldo del Fondo de Garantía para el Pequeño Empresario ha sido absolutamente insuficiente, en relación a las necesidades y al número de pymes que hay en el país.

 

Roberto Rojas advirtió que las pymes representan  el 60 % de la empleabilidad en el país, por lo que el inminente cierre de cerca de 200 mil pequeñas y medianas empresas,  traería un aumento notorio de la cesantía, que de no tomarse medidas concretas, podría  superar el 20 %.

 

El presidente de Conupia insistió  en que si el gobierno sigue basando su supuesta estrategia para ayudar a las pymes en la bancarización y el sobreendeudamiento, solo profundizará un problema que terminará con la quiebra, el cierre y los remates de estas importantes unidades productivas.

 

Junto con la postergación  de algunos pagos, el máximo dirigente de la pequeña y mediana empresa solicitó al Ejecutivo medidas mucho más contundentes, como asignaciones directas o subsidios directos a las pymes , que permitan  continuar con sus operaciones, pero también mantener mano de obra, de modo que al final de la pandemia no se generen una cantidad importante de estas unidades productivas de menor tamaño cerradas, pues esto traería consigo conflictos sociales muy grandes, concluyó  el dirigente.




Roberto Rojas dirigente nacional Pymes: Ingreso de las AFP para dar préstamos vía Corfo hará aún más difícil acceso al crédito. Situación es dramática

Roberto Rojas, presidente de la Confederación Nacional de la Pequeña Industria y Artesanado de Chile (Conupia), afirmó que las PYMES serán las menos beneficiadas con las nuevas medidas de apoyo anunciadas por Sebastián Piñera, ya que los créditos serán a intereses demasiado elevados.

El dirigente, vocero también de Convergencia Pymes, cuestionó el negocio que harán las Administradoras de Fondos de Pensiones al facilitar a CORFO mil millones de dólares, pues va a ser mucho más difícil el acceso a créditos con garantía estatal (FOGAPE).

 

El presidente de CONUPIA dijo que el gobierno debiera apoyar a las PYMES a través de subsidios estatales para así evitar el riesgo de quiebra, considerando que éstas proveen más del 60% del empleo privado en Chile.

 

En ese sentido, Roberto Rojas emplazó al Ejecutivo a invertir en ayuda efectiva en términos de subsidios, a objeto de anticiparse a la ola de desempleo que se avecina.

 

Sobre la fórmula de incluir a instituciones no bancarias, como factoring y leasing, Roberto Rojas aclaró que no son mecanismos eficaces a la hora de resguardar la continuidad de las PYMES, porque sus préstamos serán muy onerosos.




Pymes: Gran mayoría de solicitudes han sido rechazadas por los bancos; Piñera no cumple su promesa asegura Roberto Rojas

Roberto Rojas, presidente de la Confederación Nacional de la Pequeña Industria y Artesanado de Chile (Conupia), descartó que Sebastián Piñera cumpla su promesa de entregar créditos a 300 mil empresas, incluidas las pequeñas y medianas, con garantías del Estado para palear los efectos de la crisis por Covid-19.

El dirigente aclaró que las PYMES beneficiadas no van a ser más de 150 mil, considerando la gran cantidad de solicitudes de crédito que ya han sido rechazadas.

 

El presidente de Conupia remarcó que el número de Pymes respaldadas por la ley de capitalización del Fondo de Garantías para Pequeños Empresarios (Fogape) no pasará del 5%.

 

Roberto Rojas explicó que el promedio que se le está prestando a la microempresa es 1.8 mes de facturación, es decir, la mitad de los 3 meses anunciados por el Gobierno.

 

El presidente de Conupia concluyó que los principales favorecidos por el FOGAPE son las grandes empresas, quienes pueden acceder a créditos 50 veces mayores que los otorgados a pequeñas y medianas empresas.