A partir de la discusión por el retiro de fondos previsionales se ha evidenciado el masivo rechazo ciudadano al actual modelo de AFP señala economista Fernando Carmona

Consumada la votación en la Cámara del proyecto que autoriza el retiro voluntario del 10 % de los ahorros previsionales para enfrentar la grave crisis social y económica, expertos señalan que a raíz de esta discusión se ha generado un  rechazo masivo ciudadano al actual modelo de pensiones de las AFPs.

Así lo expresó el economista de la Fundación Instituto de Estudios Laborales, Fernando Carmona, quien agregó que hoy se abre una nueva discusión enfocada  en la manera de terminar con las AFPs.

 

El investigador y Magíster en Economía Aplicada, advirtió que la aprobación de esta iniciativa histórica  ha permitido romper los limites y la relación económica impuesta por el modelo neoliberal.

 

Fernando Carmona explicó que a diferencia de lo que plantea el ministerio de Hacienda, es urgente incrementar el Pilar Solidario en al menos un 1,8 % del Producto Interno Bruto, en la línea de fortalecer una renovado sistema de pensiones.

 

Del mismo modo, el economista de la Fundación FIEL detalló que la externalidad positiva de esta ley que permite el retiro del 10 % desde las AFPs, es que inyectará al mercado 19 mil millones de dólares, muy lejos de los apenas 4 mil millones comprometidos por el gobierno para enfrentar la pandemia.

 

Finalmente, Fernando Carmona denunció una actitud hipócrita del gobierno, pues parte de su argumento en contra de la idea del retiro desde las AFPs se basó  en el enriquecimiento  supuestamente  injusto  de un sector de la población, sin embargo al mismo tiempo se opone a gravar el 2.5 % del patrimonio de los súper ricos para enfrentar las crisis, promoviendo en su oportunidad además una reintegración tributaria a favor del 1% de las grandes fortunas.




Economista Fernando Carmona y retiro de fondos: «También existe a juicio de las familias chilenas un fuerte cuestionamiento al modelo previsional y la forma que las AFP administran estos ahorros»

Especialistas señalan que la incapacidad del gobierno en entregar una política de ayuda social robusta, ha  desembocado en propuestas como la que busca el retiro del 10 % de los fondos previsionales para enfrentar la las graves consecuencias sociales de la pandemia.

Así lo expresó el economista Fernando Carmona, agregando que también existe a juicio de las familias chilenas, un fuerte cuestionamiento al modelo previsional y a la forma con que las AFPs administran  estos ahorros.

 

Del mismo modo, el coordinador de la Comisión de Políticas Públicas de la Fundación Instituto de Estudios Laborales descartó que este aumento de liquidez por el retiro de este porcentaje desde las AFPs  pueda derivar  una mayor inflación, pues los niveles reconocidos por el propio Banco Central marcan un retroceso en el índice de precios al consumidor.

 

Fernando Carmona advirtió que a diferencia de la propuesta supuesta a favor la clase media que proyecta el Gobierno, basada en el endeudamiento, el proyecto de retiro desde las AFPs contempla un fondo solidario que impide una disminución futura en las pensiones.

 

Así mismo, el integrante del Foro de Economistas para un Desarrollo Justo y Sustentable detalló que esta conducta ideologizada  del Ejecutivo defendiendo a los grandes empresarios, le significó un costo mucho mayor al Estado, pues este Fondo Solidario de reposición para el retiro de ahorros  previsionales, resulta mucho más oneroso que haber entregado desde un principio  una renta efectiva de emergencia.

 

Desde una arista política, el economista Fernando Carmona sostuvo que lo ocurrido en el hemiciclo legislativo el día lunes, representa una crisis profunda para el oficialismo  y en particular para el Ejecutivo que ha demostrado ser incapaz de alinear a su sector.




Economista Fernando Carmona e Imacec: «Factores como insuficiencia del Ingreso Familiar de Emergencia o escasa cobertura del seguro de cesantía han impactado negativamente en la economía»

Expertos se refirieron al sombrío escenario económico que afecta a nuestro país, evidenciado por el último Informe de Actividad Economíca, Imacec , que da cuenta de una  caída de 15,3% en  mayo, lo que  representa el peor registro desde que comenzó a ser publicado este informe en 1986.

Al respecto, el economista Fernando Carmona sostuvo que la gran interrogante que deriva de estas cifras es si se cumplirá la proyección del Banco Central respecto a un rápido repunte económico para Chile o si, al igual que ocurrió en 1982,se arrastrarán por varios años las consecuencias de esta pandemia, lo que dependerá en gran medida de las acciones que pueda ejecutar la autoridad de gobierno.

 

Fernando Carmona sostuvo que factores como la insuficiencia del Ingreso Familiar de Emergencia o la escasa cobertura del seguro de cesantía han impactado negativamente en la economía, situación que puede agravarse ante los altos niveles de desempleo que se esperan post crisis sanitaria.

 

El integrante del “Foro para un Desarrollo Justo y Sostenible “junto con advertir que el cierre de micro y medianas empresas son hoy una realidad, expresó que  a diferencia de otros países de la OCDE  , Chile a destinado apenas un 4 % del producto interno bruto para enfrentar la crisis social para un periodo de 2 años, mientras otras naciones destinan un 8 a 10 %  solo para este 2020.

 

Respecto a las últimas cifras de desempleo entregadas por el INE que marcan un 11, 2%, el más alto en 10 años, el director de la Fundación Instituto de Estadios Laborales detalló que esta cifra no refleja aquellos trabajadores que estaban ya en marzo disponibles para el mercado laboral, lo cual sumado a otros factores, podría aumentar el nivel de cesantía un 27 %.

 

Así mismo, el economista Fernando Carmona manifestó que  las cifras de desempleo informadas por el INE de un 11, 2 % tampoco incorporan a aquellos trabajadores que pese a tener alguna ocupación, están en sus casas por licencia médica, a propósito del Covi19 o sujetos a los planes de supuesta protección del empleo, pero que en la práctica significa que no reciben ingresos de parte de sus empleadores.

 

Finalmente el economista Fernando Carmona señaló que tanto los indicadores de actividad económica como de desempleo, serán susceptibles de revertirse, en la medida que se refuercen de manera seria y efectiva programas como el Fondo de Garantía para Pequeños Empresarios e incentivos tributarios especialmente para las pymes  , sin embargo admitió que a diferencia de los que plantea el Banco Central , la reactivación económica podría concretarse recién durante el primer semestre del años 2022, coincidentemente   con el cambio de Gobierno.




El gobierno ha sido mezquino en el gasto fiscal necesario para palear los efectos de esta grave crisis señala Fernando Carmona

Chile enfrenta la peor caída de la economía en 35 años. Esta conclusión se desprende, luego que el Banco Central publicara  su Informe de Política Monetaria del mes de junio en el que pronostica una fuerte caída de la economía de entre 5,5 y 7,5 por ciento durante 2020 a causa de la pandemia de Covid-19.

Al respecto el economista de la Fundación Instituto de Estudios Laborales, Fernando Carmona, señaló que estas cifras obedecen, entre otros factores, a que el 44 % de la masa laboral esta cesante o  está sujeta a las leyes de supuesta protección del empleo, además del cierre de un 21 % de las empresas del país, especialmente las Pymes.

 

El integrante del “Foro para un Desarrollo Justo y Sostenible” manifestó que este panorama se complejiza aun más producto de un gobierno que ha sido mezquino en el gasto fiscal para palear los efectos de esta crisis, proyectando  recursos que sólo alcanzan el 2 % del PIB , mientras las estimaciones internacionales  recomiendan un rango delo 8 al 10 %.

 

Fernando Carmona  advirtió que las proyecciones del Banco Central respecto a que existirá un rebote económico que permitirá un crecimiento sostenido no son efectivas, pues las pérdidas de empleo y de desarrollo productivo desencadenaran una situación similar a la vivida por Chile en 1982.

 

Del mismo modo el economista e integrante de la Fundación FIEL señaló que la medida de aumento de liquidez que anuncia el Banco Central para este periodo si bien es efectiva, podría ser aun más peligrosa si no va aparejada de un incremento de la actividad económica del país,  así como de un gasto fiscal más robusto los próximos 2 años.

 

El reciente  Informe de Política Monetaria Banco Central determina además, que  la alta incertidumbre provocará una contracción de la inversión en torno al 16 % este año, lo que se explica también por la baja de la inversión de los sectores no mineros debido a las estrecheces y restricciones de los flujos de caja corporativos. Pese a esto, el Central proyecta para 2021 una recuperación de entre 4,75 y 6,25 por ciento, mientras que para 2022 el crecimiento esperado se ubicará entre 3 y 4 por ciento.




Economistas Solimano y Carmona valoran proyecto para establecer impuesto a la riqueza de 2,5% del patrimonio para enfrentar la crisis

Economistas valoraron el proyecto de reforma constitucional que establece un impuesto de 2,5% del patrimonio a los “súper ricos”, para financiar una renta básica de emergencia, cuya recaudación será destinada al financiamiento de bienes y derechos equivalentes a un valor igual o superior a 22 millones de dólares americanos. Esto, con el fin de financiar una renta básica de emergencia, que se estima podría llegar a 6 mil millones de dólares.

El economista y encargado del Programa de Políticas Públicas de la Fundación Instituto Estudios Laborales (FIEL), Fernando Carmona, criticó la desconexión social de un sector privilegiado del país, entre los que destaca el presidente de la Confederación de la Producción y el Comercio, Juan Sutil.

Esto, luego de que el empresario tachara como un “error” que la bancada comunista proponga un impuesto a las mayores riquezas del país, argumentando que esos dineros están siendo “trabajados” en el sistema.

En su diagnóstico, los dichos del titular de la CPC se enmarcan en la política del chorreo, la cual permite a los más ricos enriquecerse todavía más, bajo una lógica neoliberal que ha fracasado en el mundo.

 

Fernando Carmona desmintió que esta propuesta consista en un impuesto al ahorro como sostuvo el presidente de la CPC al asegurar que ya se está aportando al fisco a través de los impuestos que pagan las empresas.

Al respecto, el profesional señaló que Juan Sutil equivoca intencionalmente el argumento para dar a entender que el patrimonio de las empresas se verá afectado, cuando en realidad se trata de un impuesto a los patrimonios personales de los súper ricos.

 

El economista de FIEL explicó que el impuesto a la riqueza permitiría financiar una renta básica de emergencia situada por sobre la línea de la pobreza, a objeto de garantizar que las familias realicen una cuarentena efectiva de al menos tres meses.

 

Por su parte, el economista y exdirector del Banco Mundial, Andrés Solimano, aclaró que las 6 mil familias más ricas del país acumulan un total de 250 mil millones de dólares que a diferencia de lo que dice Sutil, no se están destinando a inversión productiva.

 

Andrés Solimano expresó que se necesita “grandeza” del gran empresariado para romper con la enorme desigualdad que hay en Chile, pues mientras un sector minoritario acumula 100 millones de dólares, un 80% del país recibe salarios inferiores a los 550 mil pesos.

 

El exdirector del Banco Mundial agregó que la inversión financiera no se traduce mayoritariamente en la creación de puestos de trabajo, ya que mucha va a dar a paraísos fiscales.

 

Cabe consignar que la propuesta de un impuesto a las grandes fortunas fue presentada por las bancadas del Partido Comunista y la Federación Regionalista Verde Social. Se da un día después de que la Cámara de Diputados aprobara con votos transversales un proyecto de acuerdo que pide al Presidente de la República establecer ese impuesto.




Economista Fernando Carmona: «Hay una evidente desconexión del sector privilegiado del país, entre ellos Juan Sutil, con la realidad de millones de chilenos»

El economista y encargado del Programa de Políticas Públicas de la Fundación Instituto Estudios Laborales (FIEL) ,Fernando Carmona, criticó la desconexión social de un sector privilegiado del país, entre los que destaca el presidente de la Confederación de la Producción y el Comercio, Juan Sutil.

Esto, luego de que el empresario tachara como un “error” que la bancada comunista proponga un impuesto a las mayores riquezas del país, argumentando que esos dineros están siendo “trabajados” en el sistema.

En su diagnóstico, los dichos del titular de la CTC se enmarcan en la política del chorreo, la cual permite a los más ricos enriquecerse todavía más, bajo una lógica neoliberal que ha fracasado en el mundo.

 

Fernando Carmona desmintió que esta propuesta consista en un impuesto al ahorro como sostuvo el presidente de la CPC al asegurar que ya se está aportando al fisco a través de los impuestos que pagan las empresas.

Al respecto, el profesional señaló que Juan Sutil equivoca intencionalmente el argumento para dar a entender que el patrimonio de las empresas se verá afectado, cuando en realidad se trata de un impuesto a los patrimonios personales de los súper ricos.

 

El economista de FIEL explicó que el impuesto a la riqueza permitiría financiar una renta básica de emergencia situada por sobre la línea de la pobreza, a objeto de garantizar que las familias realicen una cuarentena efectiva de al menos tres meses.

 

Asimismo, Fernando Carmona se refirió al Foro de Economistas para el Desarrollo Justo y Sustentable, del cual es parte, y cuyo principal objetivo es derribar la idea de que el Estado no tiene recursos para profundizar medidas de apoyo económico en medio de la pandemia del Coronavirus.

El dirigente del Partido Comunista añadió que la principal divergencia de los expertos con el gobierno, radica en la austeridad de sus políticas sociales, pese a existir una capacidad fiscal de más de 15 mil millones de dólares.

 

Según detalló el economista, lo que hace dicho foro es estimar el esfuerzo que debiera hacer el gobierno para enfrentar la crisis a partir de los datos que entrega la economía chilena, y que hasta el momento ha sido mínimo en comparación a la capacidad real del Estado.

 

Por otro lado, Fernando Carmona pronosticó una recuperación muy lenta de la economía y con mucho costo social debido a políticas de Ejecutivo muy deterioradas frente a la contracción histórica del Imacec de abril equivalente al -14,1%.

 

Finalmente, el encargado del Programa de Políticas Públicas de FIEL, Fernando Carmona, advirtió que la pérdida de empleo masiva va a limitar la capacidad de reactivar la economía y salir de esta crisis, si el gobierno insiste en la misma estrategia que ha utilizado hasta ahora.




Fundación Fiel y centro de estudios Mori presentaron estudio «Barómetro del Trabajo»

La Fundación Instituto de Estudios Laborales, FIEL, en conjunto con el centro de estudios MORI, presentaron la primera medición del «Barómetro del Trabajo junio 2019», respecto a la percepción, confianzas y demandas de los trabajadores.  Uno de los ítems de esta encuesta tiene relación con “Jornadas Laborales y Vacaciones”. En éste, un 63% señala que preferiría trabajar 40 horas semanales, un 20% dice que deberían ser 36 horas y sólo un 14% indica las 45 horas actuales.

Para Marta Lagos,  directora de MORI Chile,  esta encuesta revela que el mercado está extenuando a los trabajadores y trabajadoras, por lo que existe un marcado porcentaje de ellos que prefieren descansar y acceder a tiempo de calidad con sus familias. Del mismo modo miran  con desconfianza las reformas del gobierno en torno flexibilizar  la jornada laboral.

 

En tanto, la presidenta de la Central Unitaria de Trabajadores,  Bárbara Figueroa, valoró que esta primera medición del Barómetro del Trabajo entregue de manera  certera el diagnostico de un mundo laboral agobiado, en donde las personas además de sufrir largas jornadas, debe enfrentar conflictos  y menoscabo en sus derechos más esenciales.

 

Por su parte, la diputada Camila Vallejo –autora del proyecto que rebaja la jornada laboral  a 40 horas semanales- sostuvo que este informe entregado por MORI  da cuenta y confirma que los trabajadores chilenos  sufren turnos  extenuantes y riesgo de enfermedades  psicosociales.

 

Durante la entrega de estos estudios laborales, el presidente de la Confederación de la Producción  y el Comercio Alfonso Swett expresó que de aprobarse la idea de rebajar la jornada  laboral a 40 horas semanales, esto podría implicar una caída dramática del producto interno bruto en el país.

 

En respuesta a esta reacción de la CPC, quienes auguran -de disminuirse la jornada de trabajo, una pérdida de cerca de 170 mil puestos  de trabajo, el Secretario General de la CUT, Nolberto Díaz, enfatizó que este es el mismo discurso del terror que han usado históricamente  desde el empresariado, exigiéndole  productividad a los mismo a quienes  se les ha negado garantías sociales.

 

Así mismo, el diputado y presidente del partido Comunista Guillermo Teillier –presente en la entrega de esta encuesta FIEL –MORI, hizo un duro diagnostico de la situación laboral en Chile, en donde extensas  jornadas de trabajo, bajas remuneración y los largos traslados sobre todo en la Capital, hacen a su juicio, imperioso aprobar el proyecto de 40 horas semanales promovido por su colectividad.

 

Desde la Agrupación Nacional de Empleados Fiscales, su dirigente Jose Ruminao acusó al gobierno de Sebastián Piñera de entregar una alternativa  de flexibilidad laboral contraria a los intereses de los trabajadores.

 

Fernando Carmona, coordinador de la Fundación Instituto de Estudios Laborales, destacó de esta encuesta que los trabajadores chilenos  buscan una diminución  razonable  de la jornada laboral para descasar y estar en la familia, no optando  por flexibilizar más su rol productivo, al percibir que pese a su esfuerzo, el actual modelo les impide ser parte del crecimiento y la modernidad.

 

En tanto la dirigenta de la Fenats y encargada de Salud de la CUT Karen Palma  comentó que el agobio  laboral y la presión que sufren los trabajadores  en Chile, se ve reflejada especialmente  en el ámbito de la salud, ya que por una parte  los funcionarios son víctimas de la sobreexigencia por extenuantes  turnos rotativos  y además son testigos de cómo las personas  se ven –como pacientes, afectados  en su integridad fisca y mental por causa de este modelo productivo.

 

Junto con revelar que las enfermedades laborales de origen mental están aumentando fuertemente, esta encuesta Barómetro del Trabajo de FIEL y MORI confirma que al consultar si una jornada laboral de 40 horas sería un avance, el 72% de los trabajadores responde positivamente .En cuanto a la flexibilización de las jornadas laborales un 66% dice que prefiere trabajar 8 horas diarias, mientras que un 28% se inclina por las 12 horas. Este estudio, que fue realizado en colaboración con la Fundación Friedrich Ebert, abarcó la población de la Región Metropolitana y se aplicó, a través de entrevistas durante la semana del 4 al 19 de junio de 2019. Su segunda medición tendrá alcance nacional.




“Tiempos mejores, promesas incumplidas”: El libro que devela el año de gestión de Piñera

Fue lanzado oficialmente el libro “Un año de gobierno de Piñera: Tiempos mejores, promesas incumplidas”, escrito por el grupo de análisis de coyuntura y tendencias del Instituto de Ciencias Alejandro Lipschutz, el cual está coordinado por Fernando Carmona (economista), Óscar Azócar (sociólogo), Pablo Monje (administrador público) y René Leal (sociólogo).

En este sentido, el economista Fernando Carmona, planteó que el objetivo del libro es “desmenuzar en cada área la gestión gubernamental de la derecha tras vencer en las últimas elecciones presidenciales”. Asimismo, planteó que “la derecha persigue sentar las bases para prolongarse en el poder más allá del gobierno de Piñera, a partir de un brutal proceso de contra reformas dirigido a desmontar y destruir los logros y avances a favor del pueblo llevados a cabo por el gobierno de la Nueva Mayoría en los ámbitos tributario, laboral y educacional, y de la democratización del país, principalmente. Esto, por la vía de la reproducción de la ideología neoliberal, sustento principal de la modalidad extrema de acumulación y concentración de capital, con su correlato de neoliberalismo patriarcal reaccionario, inaugurado después del golpe de estado de 1973”.

En esta línea, el sociólogo Óscar Azócar manifestó que “La principal conclusión del libro es que el objetivo de la derecha de prolongarse en el poder más allá del gobierno de Piñera está condenada al fracaso, debido a las promesas incumplidas de mayor crecimiento económico y más empleos, debido al nepotismo, la represión contra el pueblo y la crisis institucional en que está sumido el país”.

En relación al estudio realizado a la gestión del gobierno, el sociólogo René Leal manifestó que uno de los datos que más los asombraron fue que “en el Acuerdo Nacional por el desarrollo y la paz en la Araucanía y su Plan Impulso, no participó el pueblo mapuche. A través de la regularización de 58 mil propiedades en el país, se insertará la propiedad privada en La Araucanía. El plan impulso 2018-2026, tendría un presupuesto de alrededor de USD 8 mil millones de dólares de inversión pública y de USD 16 mil millones de inversión privada. Sería la segunda invasión del capitalismo en La Araucanía”:

El libro, señala Pablo Monje, será presentado por sus autores el jueves 13 de junio a las 18.30 horas en el ICAL, y participarán como panelistas Guillermo Teillier, presidente del Partido Comunista, Jaime Mulet, presidente de Federación Regionalista Verde y Social, y el senador Alejandro Navarro de Los Progresistas. Además de la presentación central del libro habrá un lanzamiento en la Universidad de Concepción, en Valparaíso, en Copiapó, entre otros lugares, los cuales se confirmarán durante los próximos días.