Juan A. Lagos y el día de la dignidad nacional: «Nacionalización del cobre es un tema de presente y de futuro para Chile»

Este sábado se conmemora el Día de la Dignidad Nacional, fecha en la cual se recuerda la nacionalización del cobre decretada el 11 de julio de 1971, durante el gobierno de Salvador Allende. Una vez modificada la Constitución de 1925, se declaró en ella el dominio minero patrimonial del Estado, con el objetivo de utilizarlo para el progreso del pueblo. Sin embargo, en dictadura y a través de la Constitución de 1980, se da paso al modelo neoliberal y extractivo imperante hasta la actualidad.

En ese contexto, Juan Andrés Lagos, miembro de la comisión política del Partido Comunista, sostuvo que la nacionalización del cobre es un tema de presente y de futuro para Chile.

 

El analista político destacó el discurso de Allende en Naciones Unidas como el más claro ejemplo de su capacidad de proyectar el escenario actual, marcado por una fuerte arremetida del imperialismo norteamericano sobre los Estados nacionales.

 

Juan Andrés Lagos apuntó a la urgencia de recoger la carta de navegación de la Unidad Popular para enfrentar los desafíos actuales por la vía de reformas profundas al modelo neoliberal.

 

El analista y dirigente Juan Andrés Lagos concluyó que es responsabilidad de los sectores que dicen ser de oposición, introducir reformas de fondo al modelo neoliberal, pues Chile no puede seguir con la institucionalidad heredada de la Dictadura.




Resaltan la nacionalización del Cobre como un hito histórico de carácter estratégico para Chile

A 47 años de la nacionalización el cobre, parlamentarios y jefes comunales se refirieron a este proceso histórico que significó para Chile que dicho recurso natural pasara ser controlado por el Estado de Chile y no por inversiones foráneas como ocurría hasta antes de 1971.

En primer término, el Alcalde de la comuna de El Bosque, Sadi Melo reconoció una enorme visión política del Presidente Allende al transformar el Cobre en un recurso estratégico para Chile y por tanto estableciendo su dominio estatal, lamentando que luego la permisividad de la Dictadura facilitó que nuevamente las empresas extranjeras usufructuaran de él.

 

En tanto, el Alcalde de La Ligua Rodrigo Sánchez sostuvo que el impulso social que significó la nacionalización del Cobre llevada a cabo por el gobierno de la Unidad Popular, debe ser un aliciente para terminar con un modelo económico que sólo beneficia a unos pocos que concentran la mayor cantidad de riqueza en el país.

 

El diputado del Partido Humanista Tomas Hirchs insistió en lo urgente que resulta que Chile se inspire en el proceso histórico que llevó a cabo el Presidente Salvador Allende para terminar con la política de favorecer a las grandes empresas extranjeras que hoy explotan el cobre.

 

A su vez, el secretario general del Partido Comunista, Lautaro Carmona, destacó la nacionalización del cobre como una batalla de gran envergadura, que tenía directa relación con el crecimiento y el desarrollo de un modelo de país.

 

Recordar que fue un 11 de julio de 1971 cuando el gobierno del presidente Allende dio un decisivo paso en el rescate de la soberanía del país al nacionalizar la gran minería del cobre en un acto que, por su transcendencia, se denominó la segunda independencia nacional. La importancia de recordar la nacionalización del cobre se acrecienta en los actuales momentos en que nuestra principal riqueza natural ha sido entregada a las transnacionales extranjeras desde 1973 a la fecha, tal como ha ocurrido posteriormente como el agua o el litio entre otros recursos del país.